El clima del miedo (2) El escándalo “Climategate”

Qué atrevida es la mentira.

Resulta que en noviembre del año 2009 salen a la luz, vía hackers, unos 3.000 emails privados de los principales científicos del IPCC (Panel Internacional para el Cambio Climático, por sus siglas en inglés),  que hablan de cómo marginar a los científicos escépticos de los principales foros y de los medios de comunicación, y de cómo manipular los datos históricos de temperatura media global. Así. Por las buenas. Los autores de la mentira reconocen, incluso, la veracidad de sus emails pero dicen que “se han sacado de contexto”.

Hombre, después de leerlos, muy literario o bajo efectos muy narcóticos tendría que haber sido escrito ese “contexto” para que los fragmentos publicados puedan ser interpretados de otra manera.
Sigue leyendo

La Era de la Desinformación: Sobre como el exceso de información es peor que la simple ignorancia

Bienvenido a la Era de la: Desinformación. Tiempos en los que ya no se priva a la sociedad del acceso informativo, sino que se le satura de elementos contradictorios para generarle una ineludible confusión. Un proceso que bien podríamos llamar la “Era de la Sofisticación de la Ignorancia” y para el cual te proponemos un neuroestratégico antídoto.



En la era de la información resulta prácticamente imposible bloquear la diseminación de quantums (paquetes informativos) sobre temas que históricamente se mantuvieron al margen del conocimiento popular. Y ante la imposibilidad por seguir conteniendo estos causes de información, al parecer el mainstream media, así como la tradicional élite de poder, recurren a una técnica alternativa: la desinformación. Esta herramienta de algún modo intercambia la antigua ignorancia a la que se encontraba sometida gran parte de la sociedad civil por un nuevo, y tal vez aún más efectivo enemigo, la confusión. Y es que si analizamos de manera objetiva ambos fenómenos en verdad resulta más nociva esta segunda táctica empleada para proteger las agendas ocultas: es más “peligrosa” para los intereses a la sombra una sociedad que no sabe (y que en cierto porcentaje esta consciente de su ignorancia) que aquella sociedad que cree saber (pero en realidad no sabe nada) o incluso que sabe demasiado, teniendo a su alcance más mucho más información de la que es capaz de procesar lúcidamente. “La tecnología es muy divertida, pero también podemos ahogarnos en ella. La neblina de la información puede debilitar el conocimiento” afirmó acertadamente en alguna ocasión el historiador estadounidense D.J. Boorstin.   Sigue leyendo